Precios dinámicos en el carrito: ¿cuáles son las claves de esta estrategia?

Solicite una demo

Las estrategias de precios dinámicos ya forman parte del recorrido y planificación de cualquier tienda online. Estos se caracterizan por adaptarse a las tendencias del mercado y a la actividad en los precios de la competencia. Sin embargo, hay un factor más a tener en cuenta, y es la propia idiosincrasia de cada usuario. ¿Es posible adaptar los precios de cada producto dentro del carrito? ¿Cómo hacerlo con éxito?

Antes de entrar en materia, algunas cuestiones fundamentales para conocer más a fondo las estrategias de precios dinámicos en el carrito.

  • ¿Qué es? Una estrategia que implementa los cambios de precio directamente en la cesta de la compra tras determinadas acciones de un usuario.

  • ¿Qué tiene de especial para el comprador? El alto nivel de personalización, ya que se ejecuta en función de su actividad.

  • ¿Cuál es su objetivo? Engordar la cesta de la compra mediante la adición de productos por parte del propio cliente.

  • ¿Cómo lo alcanza? Gracias a los descuentos ofrecidos como refuerzo a la compra que ya se está realizando.

Sin duda, esta es la gran ventaja de utilizar el dynamic pricing directamente en la cesta de la compra: aumentar el valor del ticket medio como si de una nueva estrategia de cross-selling se tratase.

La tasa de éxito de estas estrategias residen, precisamente, en que la oferta de última hora al usuario se realiza en función de su histórico de compra, lo que lleva ahora mismo en la cesta de la compra y, por tanto, sus sus gustos e intereses. Frente a un descuento genérico, los precios dinámicos en el carrito permiten al usuario sentirse identificado con la oferta, aumentando la efectividad de la acción.

Pero veamos qué opciones tiene una tienda online para ejecutar este tipo de estrategia de precios.

Utilizar los precios dinámicos en el carrito no es otra cosa que aceptar descuentos y, por consiguiente, modificar los precios finales de los productos ya añadidos a la cesta con la condición de que el usuario agregue los productos ofrecidos. De esta forma, el rendimiento neto de la compra aumenta y ambas partes salen beneficiadas: una por el descuento y la otra por conseguir mejor venta.

A la hora de implementar los precios dinámicos en el carrito o la cesta de la compra se puede optar por:

  • Ofrecer paquetización de los productos ya añadidos: más unidades por un mejor precio.

  • Recomendar los productos que otros usuarios suelen comprar en conjunto incluyendo un descuento concreto.

  • Presentar la posibilidad de upgrade de los productos añadidos al carrito: ¿es preferible una versión premium? ¿Hay algún tamaño mayor por un precio más competitivo? Házselo saber al usuario.

  • Potenciar productos relacionados desde categorías menos visibles del ecommerce para mejorar su rentabilidad.

  • Añadir un regalo concreto por la compra por un importe de gasto mínimo; si bien no es un cambio de precio en el carrito, es otra forma de obtener una nueva ventaja en el total de la compra.

Gracias a todas estas acciones, además de favorecer la compra y, por tanto, los beneficios del negocio, es importante tener en cuenta cómo se fortalece la relación entre los usuarios y la tienda online. Y es que con este tipo de ofertas personalizadas al cien por cien es posible conocer al dedillo los gustos de los usuarios y construir un vínculo de confianza entre la audiencia y la marca.

En definitiva, con una estrategia de precios dinámicos en el carrito es posible optimizar las ventas de tu ecommerce mientras se consolida la imagen de marca cercana con los usuarios y otros potenciales clientes. No hay que olvidar que la recomendación entre compradores sigue siendo una de las motivaciones principales para ir por primera vez a un ecommerce, por lo que cuidar cada paso que da dentro de nuestra tienda online es cada vez más importante.


Angela de la Vieja
Content Manager
Solicite una demo

Rastreador de precios de la competencia 24/7 para retailers y fabricantes