Uno de los retos más importantes de un ecommerce es fijar el precio adecuado de los productos en cada momento. Y es que valorar de forma conjunta los costes de un producto, su valor y los precios de la competencia puede ser una tarea más compleja de lo que parece.

Está claro que para definir los precios de los productos de tu ecommerce, lo primero que necesitas es una estrategia de pricing ajustada a las características y objetivos de tu tienda online. Sin embargo, a la hora de ejecutarla, hay 5 errores que muchos ecommerce cometen una y otra vez, tanto en lo que respecta a la competencia como a la relación con el potencial cliente. ¿Quieres saber cuáles son?

1.      Underpricing. Bajar los precios siempre resulta atractivo para tus consumidores, pero ¿hasta qué punto puedes hacer ofertas? Ten en cuenta que en el precio de tu producto van a influir sus costes, los gastos de envío añadidos y los impuestos; con estas cifras en mente podrás jugar arriba o abajo, pero siempre con control. Un software de pricing en el que se refleje el beneficio que obtienes con el producto en cada momento puede ayudarte a tener más clara esta visión de tus precios.

2.      Copiar permanentemente a la competencia. ¿Merece la pena modificar el precio de tus productos cada vez que cambien los precios de la competencia? Si la diferencia no es tan significativa como para que tenga impacto en tu ecommerce, es mejor contener el margen de beneficio. Piensa que a tus clientes no sólo les motivan los precios de tu tienda, también cuentan valores como la confianza y la transparencia.

3.      Obviar la impresión del cliente. ¿Cuánto pagarían tus potenciales clientes por tu producto? Recuerda siempre que los clientes no van a pagar más por tu producto sólo por que parezca exclusivo, debe haber una propuesta de valor clara que lo diferencie lo suficiente de otros productos como para que les resulte atractivo. Y en el extremo contrario ocurre lo mismo: pocos clientes pagarían de forma recurrente menos de lo que creen que vale un producto, ya que una diferencia abismal en el precio con tu competencia puede generar desconfianza o reticencias en cuanto a la calidad real del producto.

4.      Modificar precios antes de las campañas de rebajas. Subir y bajar los precios antes de una temporada de descuentos puede hacerte quedar en evidencia con tus potenciales clientes y con tu competencia. En tu estrategia de pricing debes tener bien localizadas esas fechas para planificar las modificaciones de precios en el calendario sin que nadie pueda poner en duda tu transparencia.

5.      Tener datos insuficientes de los precios de la competencia. En este punto debes tener claras dos variables: cómo monitorizar los precios de la competencia y qué marcas pueden competir realmente con la tuya.

En primer lugar, para monitorizar a la competencia en tiempo real es imprescindible contar con un price intelligence software. La monitorización manual se puede pasar por alto algunos datos de otras marcas y vendedores que a lo mejor no estaban en tu lista de competidores.

Y en segundo lugar, de esta lista de posibles competidores, debes tener claro qué empresas pueden de verdad hacerte la competencia en tu mercado. Hacer online price tracking con marcas que no son relevantes para tu negocio puede ocasionarte pérdidas económicas y daños en tu imagen de empresa.

Así que ya sabes, si quieres evitar sorpresas indeseadas ten en mente estos 5 errores habituales -y fáciles de evitar- antes de modificar los precios de tu ecommerce. Verás cómo rápidamente empiezas a consolidar tu estrategia de pricing.

Solicite una demo

Rastreador de precios de la competencia 24/7 para retailers y fabricantes