Qué es Everyday Low Prices: ventajas e inconvenientes

Solicite una demo

La conocida como Everyday Low Prices o EDLP es una estrategia de precios basada en ofrecer siempre a los consumidores unos precios bajos. Las marcas o retailers que optan por una estrategia de precios bajos todos los días no aplican descuentos ni promociones a sus productos o servicios, sino que garantizan unos precios por debajo de la media del mercado los 365 días del año. Esta técnica la aplican sobre todo grandes retailers. De hecho, uno de los primeros en implementarla fue Walmart. Para poner en marcha esta estrategia de precios de forma adecuada es necesario que el e-commerce realice un profundo estudio del comportamiento de sus clientes, la oferta y la demanda y los precios de sus competidores. A continuación te explicamos sus pros y contras para que puedas valorar la idoneidad de aplicarla a tu negocio.


Ventajas de la estrategia Everyday Low Prices 

Para los consumidores 

Por un lado, los usuarios que escogen comprar en retailers con estos precios se preocupan menos por las variaciones en los precios de los productos y sienten que no tienen que estar atentos al lanzamiento de ofertas y promociones. A su vez, dedican menos tiempo a comparar los precios de unas y otras tiendas. En su conjunto, esto genera una mayor afinidad con la marca, lo que también beneficia a las empresas. 

Para las marcas y retailers 

Por otro lado, la implementación de unos precios bajos todos los días puede ayudar a los negocios a aumentar su volumen de ventas. Esto se debe a que los clientes tienden a comprar una mayor cantidad de artículos de diferentes categorías cuando saben que los precios son bajos, como ocurre por ejemplo con los consumidores de Primark. 

Al mismo tiempo, la táctica EDLP se traduce en una mejor previsión de la demanda por parte de los e-commerce y marcas. Dado que no se aplican promociones puntuales, la demanda no sufre grandes variaciones y es más sencillo contar con el stock suficiente para cubrir las necesidades de los consumidores. Este mantenimiento de unos precios constantes repercute así mismo en el esfuerzo realizado por los empleados, que dedicarán un menor tiempo al repricing, tanto vía online como en tiendas físicas.

En última instancia, esta política de pricing genera unos menores gastos en publicidad y marketing, ya que los vendedores suelen anunciar la tienda en su conjunto o los precios bajos de una categoría global, no cada uno de sus artículos. Una vez posicionada como de bajos precios, será más sencillo que el tráfico aumente de forma orgánica.

Inconvenientes de la estrategia Everyday Low Prices

Inconvenientes de la estrategia Everyday Low Prices 

  • Riesgo de que los productos del comercio se relacionen con una baja calidad debido a sus bajos precios. 
  • Posible reducción de la credibilidad de la marca. 
  • Un menor margen de beneficios en el momento de ejecución de esta estrategia de precios. 

Uno de los caminos para evitar estos inconvenientes es conocer en todo momento los precios del mercado y la competencia. De esta forma puedes aplicar unos precios más bajos que los demás pero sin devaluar tus productos y sin desplomar el margen de beneficios. Con ayuda de una suite de pricing podrás monitorizar las variaciones en los precios, así como prever los movimientos de tus principales competidores, esencial sobre todo para las empresas de nueva creación que buscan realizar la mejor fijación de precios para sus productos.

Maria Jose Guerrero
Content Manager
Solicite una demo

Rastreador de precios de la competencia 24/7 para retailers y fabricantes